9 ago. 2013

RUTA POR EL LEVANTE ALMERIENSE

 En esta ocasión propongo una visita al levante almeriense, donde podemos descubrir rincones de gran belleza y observar el gran contraste que se produce entre la aridez del terreno en ocasiones semi desértico y las estupendas playas de agua cristalina y arenas finas, a veces blancas, a veces doradas. Podemos establecernos en la turística localidad de Vera y desde allí planificar las distintas rutas que deseemos hacer. Vera se encuentra muy cerca de la no menos turística Mojacar. La imagen de arriba esta tomada desde una plaza en lo alto del pueblo, digo desde lo alto porque el pueblo de Mojacar esta situado en una montaña. Sus casas ascienden por su ladera hasta llegar a la cima desde donde se domina una gran llanura con montañas al fondo que la protegen de la costa y al mismo tiempo podemos ver el mar. Mojacar es una visita imprescindible dentro de nuestra ruta. Es un pueblo de traza árabe con calles estrechas, casas encaladas y recoletas plazas que enseguida nos cautivaran. No podría recomendar ningún rincón en especial ya que todo es muy bonito asi que armarse de fuerza y ascender por su calle principal hasta la parte alta disfrutando de las vistas, eso si una recomendación, es mejor hacer la visita a ultima hora de la tarde cuando la temperatura es mas amable. Hay que darse cuenta que Mojacar aunque cerca de la costa esta en el interior y con los rigores del verano la temperatura no es tan suave como en la costa.
 Seguimos ruta y nos acercamos a lo que yo considero visita imprescindible en Almeria. El Cabo de Gata. Dentro del parque natural del Cabo de Gata descubriremos pueblos y playas que nos dejaran sin aliento, escondidas y rodeadas de esas típico paisaje árido de Almeria.
Recomiendo hacer el recorrido por la carretera de la costa que va desde Mojacar hasta Carboneras. Es una carretera que serpentea por la costa no apta para cardiacos en algunos de sus tramos pero que nos permite disfrutar de unas vistas impresionantes de la costa almeriense, con sus pequeñas calas de difícil acceso, tanto que algunas solo pueden ser alcanzadas por mar. Esta ruta es para disfrutarla tranquilamente y sin prisas que estamos de vacaciones. Poco antes de llegar a Carboneras vemos el famoso hotel del Algarrobico a medio construir colgado en una ladera de la montaña encima de una magnifica playa que aun seria mas magnifica sin esa ciclópea construcción que afea un poco el paisaje, pero bueno ahí sigue.
Llegamos a Carboneras, población turística del Cabo de Gata. Es un pueblo costero de ambiente tranquilo, muy bonito, con su paseo marítimo y una buena playa aunque muy cerca de otra playa magnifica. La playa de los Muertos. Esta playa de piedrilla fina esta en un estado magnifico y para acceder a ella hay que dejar el coche en un aparcamiento cerca de la carretera y bajar caminado un buen trecho por caminos de tierra, así que no llevéis muchos bártulos que luego hay que subir, pero por supuesto la playa merece el esfuerzo, es realmente preciosa.
 Seguimos ruta y la carretera abandona la línea costera para seguir por el interior. La siguiente parada es en el pueblo de Aguaamarga. Detrás de este curioso nombre y entre montañas se encuentra un pequeño pueblo costero realmente bonito con sus casitas bajas encaladas y una magnifica playa de arena blanca y fina como se puede ver en las dos fotos anteriores. Este pueblo se recorre enseguida, ya que es pequeño pero apetece quedarse un buen rato contemplando el paisaje.
Desde Aguaamarga nos dirigimos al imprescindible San José, una población en el corazón de la costa del Cabo de Gata que aunque mayor en dimensiones no pierde ni un ápice de ese sabor marinero de la zona. Aquí quizá haya mas turismo pero siempre con ese aire tranquilo que caracteriza la zona.
San José cuenta con una magnifica playa que arena blanca y aguas transparentes.
Desde San José parte una pista de tierra que nos lleva a varias de las verdaderas joyas de Almeria y de esta zona en concreto. Las playas de Monsul , Los Genoveses y Barronal, esta ultima naturista.
Estas imágenes corresponden a la playa de Monsul, quizá a alguno le suene ya que aparecen como escenario natural en muchas películas. Y no es para menos. Aquí podemos observar ese contraste entre la aridez del terreno, la arena blanca de su playa y ese agua cristalina que permite ver el fondo y darte un baño rodeado de peces.
El acceso a estas playas es bastante mas fácil que en la playa de Los Muertos. Después de recorrer un buen trecho por pistas de tierra, eso si, despacito, disponemos de aparcamientos próximos a las playas y controlados por personal autorizado, eso si pagando cinco euros por todo el día, cantidad que pagamos con gusto solo por ver estos paisajes.
El la playa de Monsul se encuentra esta curiosa duna de arena blanca que asciende en un lateral del la playa.
El agua esta impoluta, tiene una transparencia inmejorable y es ideal para la practica del buceo. El paisaje es sobrecogedor todo rodeado de áridas  montañas que llegan hasta el mar.
Esta imagen es un ejemplo de la composición del terreno, casi se asemeja a un paisaje lunar. Esta claro que es un paisaje peculiar y distinto pero no por eso menos bonito.
Estas fotos corresponden a la playa de los Genoveses, de idénticas características a la de Monsul que se encuentra a continuación, solo que es mas amplia en extensión. Observar el llamativo color blanco de la ladera de la montaña mas próxima al mar.

Al fondo de esta imagen se ve el camino de tierra que nos lleva a estas magnificas playas con un molino de viento al fondo bastante bien conservado.
De vuelta a San José damos un paseo por por el pueblo de casitas blancas. Cuenta con un paseo que bordea la playa hasta acabar en un pequeño puerto.
La playa como la mayoría de la zona es bastante tranquila aun siendo San José un centro turístico importante en la zona.
 
De regreso a Vera hacemos otra ruta en sentido contrario. El primer pueblo que encontramos es Villaricos, típico pueblo pequeño de aire marinero con  un atractivo paseo que recorre su costa entre los dos puertos que hay en la zona.
Siguiendo una sinuosa carretera que parte desde Villaricos bordeamos la costa hasta llegar a San Juan de los Terreros. De camino podemos ver unas imágenes muy bonitas de la costa.

Como se puede ver no siempre hay sol en Almeria pero así y todo el paisaje no pierde ni un ápice de encanto. Esta imagen corresponde a la ruta entre Villaricos y San Juan de los Terreros.
Volvemos a Vera. Dejamos para el final nuestra base de operaciones. Vera costa se compone de multitud de urbanizaciones y hoteles propios de una localidad eminentemente turística aunque ideal para pasar unas vacaciones relajadas y tranquilas. Dispone de una magnifica playa kilométrica de arenas finas y doradas perfecta para el baño. Hay que tener en cuenta que desde hace mucho Vera es un centro naturista muy importante, por lo que existen numerosas urbanizaciones de este tipo e incluso un hotel, por lo tanto una parte de las urbanizaciones y la playa están dedicadas a esta practica.
En Vera disponemos de todo tipo de servicios, restaurantes, supermercados, bares y los típicos chiringuitos de playa. Este destino es el ideal si lo que se busca es tranquilidad y disfrutar de la playa. Su situación es perfecta para planear visitas como por ejemplo a la próxima Garrucha. Esta es una localidad limítrofe con Vera con un bonito puerto , una paseo marítimo y mucho ambiente.
En fin, quizá lo mas conocido de Almeria sea el llamado poniente almeriense con localidades tan turísticas como Roquetas de Mar o Aguadulce, pero la zona del levante esconde lugares que sorprenderán al viajero. Seguramente quedan muchas cosas en el tintero, motivo por el cual tenemos la excusa perfecta para hacer una visita en persona y en mi caso para volver.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada