1 dic. 2009

ORBANEJA DEL CASTILLO











Un capitulo a parte merece este pueblo del norte de la provincia de Burgos situado en el corazon del cañon del Ebro. Su emplazamiento ya es de por si espectacular.




Saliendo de Burgos nos dirigimos hacia el norte por la N 623 que nos lleva directamente al cañon del Ebro, de hecho la carretera discurre por el mismisimo fondo del cañon, haciendo del viaje algo realmente espectacular por los paisajes que vamos descubriendo.




Ya en las estribaciones del cañon comenzamos a vislumbrar grandes formaciones rocosas que nos anuncian la proximidad del mismo. Siguiendo la carretera llegaremos a un desvio a la izquierda que nos lleva directos a Orbaneja del Castillo, que ya nada mas llegar nos recibe con la curiosa cascada que cruzando el pueblo se deja caer en un lado de la carretera de acceso al pueblo.




Lo recomendable es dejar el coche en un aparcamiento al lado de la carretera para luego subir por unas escaleras que paralelas a la cascada nos llevan al las promeras callejuelas de Orbaneja.




Es de rigor detenerse a fotografiar la cascada que se ve care desde lo alto entre vegetacion y que confiere al lugar un aspecto realmente bucolico.




Orbaneja es un pueblo de montaña con casas de piedra que a su vez estan construidas como saliendo de la mismisima roca, ya que toda la zona es eminentemente rocosa. Pasear por este pueblo es una verdadera delicia que te transporta a tiempos pasados y sentarse a tomar un aperitivo en la terraza del bar junto al rio que pasa por la mitad del pueblo, es sencillamente una delicia. Pero para apreciar bien el entorno no esta demas hacer alguna ruta de senderismo que parte de la zona. Concretamente hay una que no entraña dificultad alguna, por si se va con niños, y que parte de la zona alta del pueblo por caminos faciles de transitar.Esta ruta nos lleva a lo alto del cañon, desde donde podremos disfrutar de unas vistas sobrecogedoras de las formaciones rocosas que se fueron formando caprichosamente a lo largo de los siglos y que nos recuerdan a puentes, dedos y lo que la imaginacion nos dicte. Siguiendo la ruta y desde lo alto del cañon obsevamos tambien grandes llanura en las que se pierde la vista. Aqui encontraremos pequeñas construccione de piedra que utilizaban los pastores como refugio. Desde aqui descenderemos de nuevo hacia el pueblo por un camino estrecho que baja por la pared del cañon. Es esta pues una ruta circular que merece la pena hacer para observar bien el entorno e interpretar toda la zona.




Orbaneja del Castillo es de esos tantos rincones que se le quedan a uno en la retina y que invitan a la reflexion, pensando como seria la vida en esos pueblos que probablemente la mayoria del tiempo estaria aislados, sobre todo en el duro invierno burgales y que ahora se descubren gracias al espiritu viajero de las gente.




El cañon del Ebro esconde algunas sorpresas mas pero seran para otra ocasion ya que, Orbaneja es un RINCON que se merece un comentario a parte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario